jueves, 1 de enero de 2009

CERRADA POR REFLEXIÓN


No volveré a dejar mi alma en el felpudo de una puerta, caminé sobre ella, ignorándola. Ahora ha vuelto a mi, se me ha recolocado entre gemidos para dolerme por el desprecio.

No volveré a hacerlo
No volveré a hacerlo
No volveré a hacerlo
No volveré a hacerlo
No volveré a hacerlo
No volveré a hacerlo
No volveré a hacerlo
No volveré a hacerlo
No volveré a hacerlo
No volveré a hacerlo
No volveré a hacerlo
No volveré a hacerlo
No volveré a hacerlo
No volveré a hacerlo
No volveré a hacerlo
No volveré a hacerlo
No volveré a hacerlo
No volveré a hacerlo
No volveré a hacerlo
No volveré a hacerlo

Estoy cerrada por reflexión y se me acumulan los pensamientos…

3 comentarios:

gloria dijo...

Deja que se marche ese dolor...

Besos.

Roberto dijo...

No vuelvas a hacerlo...pero escribe, escribe, no dejes de hacerlo porque lo haces fantástico...

tu catálogo de orgamos me ha parecido completo. He buscado y no encuentro mas tipos, si recuerdo alguno nuevo te lo hago saber...

un placer descubrirte...

Anita dijo...

Pisotear el alma y dejarnos que nos la pisoteen...hacemos unas cosas...